22 de febrero de 2018

Minusválidos en República Dominicana

Siento tanta tristeza al ver como en la República Dominicana los minusválidos no somos tomados en cuenta ni somos tomados en serio, simplemente para mí como uno de ellos es simplemente indignante y preocupante.

Lo que me inspiró a escribir este artículo fue un baño, así es un baño, estuve en Adrian Tropical hace algunos días y me sorprendió percatarme que hay un baño especial para niños y minusválidos y no me refiero solo al excusado ancho con barras, NO, todo al nivel de alcance desde la silla ruedas como arquitectónicamente y legalmente ha sido dispuesto.

Existe una la Ley 42-2000 LEY GENERAL SOBRE LA DISCAPACIDAD EN LA REPUBLICA DOMINICANA, pero leyéndola me percato que prácticamente nadie la toma en serio y peor aún casi nadie sabe que existe y los que la conocen solo han decidido ignorarla.

Yo me pregunto: ¿quién defiende mis derechos? pues la respuesta es simple: YO misma. Las instituciones dedicadas a velar por los discapacitados en este país solo se dedican a regalar muletas y sillas de rueda, pero realmente los discapacitados necesitamos más que eso, lo que realmente necesitamos es oportunidades tanto en educación como en el sector laboral; en mi caso he sido rechazada para trabajar en posiciones para las cuales estoy mucho más que calificada sólo por el hecho de que me falta una pierna, eso es indignante mi cerebro funciona a igual o mayor capacidad de muchos que andan con las dos; los minusválidos no estamos enfermos, sólo tenemos la movilidad o algún sentido limitado, no somos retrasados mentales, todo lo contrario; pero la gran mayoría de los ciudadanos se empeña en tenernos pena o simplemente ignorarnos.

Los dominicanos en su mayoría no respetan algo tan simple como el parqueo destinado a los minusválidos, que por cierto estos parqueos son una burla, un espacio de estacionamiento dedicado a nosotros debe tener el tamaño de dos espacios comunes y sin embargo no es así, se empeñan en marginarnos y en lamentar nuestra situación física, no es pena lo que exigimos es EQUIDAD, respeto a nuestros derechos y oportunidades laborales.

Es indignante ver como en muchos lugares tuve que hacer fila y nadie se dignaba ni por sentido común a darme el siguiente lugar, de hecho hay personas que cuando llego a un establecimiento y me coloco delante en la fila para ser la siguiente en ser atendida se enojan porque ellos estaban primero, pero Dios mío donde queda la humanidad en este país, en qué nación tan indolente es que vivo, y más que humanidad es mi DERECHO parquearme frente a la puerta de un establecimiento, dentro de los establecimientos comerciales tener disponible comodidades para mi desenvolvimiento dentro de él ya que he decidido gastar mi dinero en él, ponerme como siguiente en la fila aunque usted tenga cuatro horas parado en su lugar, es mi DERECHO tener las mismas oportunidades laborales dentro mi entrenamiento y experiencia que aquellos que  gozan de sus dos piernas y sus cinco sentidos, es mi DERECHO ser parte de esta sociedad con mis necesidades especiales ya mencionadas.

Les recuerdo distinguidos ciudadanos dominicanos que no estamos así por elección, sin embargo decidimos ser útiles a la sociedad, valernos por nosotros mismos y donde compramos también venden, sabemos de hoy nunca de mañana y así como nos pasó a nosotros puede pasarle mañana a usted mismo, a sus hijos o familiares.

10 de mayo de 2017

The life changing magic of tidying up



Soy una persona a la que siempre le ha gustado el orden, tener un lugar para todo lo que poseo, tener cosas en caso que algún día pueda necesitarlas, cosas que en lo profundo de mi sé con certeza que nunca necesitaré.
Mi mayor problema era todo, quería tener de todo, muchos zapatos, muchas carteras, muchos artículos de maquillaje, en fin mucho de todo, sin embargo tener tantas cosas solo tenía dos efectos en mi persona, el primero crearme ansiedad el tener todo esto y buscar un lugar donde almacenarlo y segundo hacia un profundo daño a mis finanzas personales pues pensaba que tenía que estar siempre agregando artículos innecesarios a mi vida.

Debido a esto estaba constantemente limpiando, buscando nuevas y novedosas técnicas de almacenaje hasta un día que tuve en mis manos un libro que cambio mi vida, de la autora Marie Kondo, este se titula “The life changing magic of tidying up” el cual hablaba de algo que nunca había pensado:
No tenía que buscar nuevas formas de almacenaje, lo que tenía que hacer era tener solo lo necesario y no comprar cosas solo por hecho de quererlas no de necesitarlas.  

Fue entonces cuando inicie el ejercicio de conservar solo aquello que me daba felicidad o que me hacía sentir hermosa, así comencé un proceso de hacer un inventario de TODAS mis posesiones materiales y sacar de mi vida todo lo que no usara o tuviera más de seis meses sin tocar, es increíble como este ejercicio cambio mi perspectiva de las cosas y el efecto que tienen en nosotros.

Seguí interesada en el tema y fue cuando me encontré con el verdadero significado del minimalismo, no me confieso minimalista pero me gusta aplicar el concepto en muchas áreas de mi vida, es cuando decidí que el deseo de poseer cosas ya no gobernaría mi vida.

No necesitaba 200 frascos de esmaltes si siempre uso los mismo cuatro o cinco colores, no necesitaba tener diez paletas de sombras con más de cien colores si siempre uso los mismos cuatro tonos, no necesitaba tener docenas de zapatos si siempre uso el mismo tipo de zapatos para trabajar o para salir con mis amigas.

Este libro me ayudó a entender que debemos llenarnos de momentos hermosos con quienes amamos, de hacer cosas que realmente nos gustan y nos dejan una hermosa experiencia vivida, ir a un concierto, de fin de semana a la montaña, a la playa, de conocer un nuevo país; entendí que lo importante es a quienes tenemos en nuestras vidas, esas personas que nos aman y nos quieren ver grandes, entendí que NO tengo que impresionar a nadie, solamente a mi misma, que somos pasajeros del viaje llamado vida y el equipaje debe ser ligero porque en nuestro viaje final solo podremos cargar con nuestra alma.
Les recomiendo que busquen este libro y lo lean, créanme puede cambiar su vida o al menos su perspectiva de tener cosas.

Recuerden siempre hacer  bien sin mirar a quien.

19 de septiembre de 2016

Aceite de Coco - Beneficios

Algo que se da en nuestros cocoteros, que muchas veces ignoramos, es sumamente medicinal para nosotros, de hecho es uno de las mejores grasas para cocinar nuestros alimentos según los expertos en la materia. Yo decidí probar los beneficios de este producto, por lo menos en cuanto a hidratación se refiere y puedo decir que no me arrepiento.

Aquí les dejo cinco usos básicos del aceite de coco:

  1. Cabello: aplicar en el largo de la hebra, dejar alrededor de 20 minutos, luego darse un champú en seco y lavar bien el pelo, la diferencia está en el brillo, suavidad y humectación que brinda.
  2. Exfoliante: mezclar con azúcar morena y ya tenemos un exfoliante que nos quitará la piel muerta y nos dejará hidratadas. Para todo el cuerpo tomamos 1 taza de azúcar morena y ½ taza de aceite de coco, también podemos usar este producto en los labios para eliminar la piel muerta.
  3. Consumo alimenticio: no contiene grasas hidrogenadas (colesterol) y no se oxida al calentarlo, por lo que no pierde todos sus atributos con el calor y es excelente para cocinar de forma saludable, lo puedes encontrar con aroma o sin aroma para aquellos que así lo prefieren.
  4. Cuerpo: puedes aplicarte directamente un poquito de aceite de coco como hidratante natural, les aconsejo que lo hagan de noche, así la piel absorbe profundamente el aceite, también lo uso en el día sobre todo en mis piernas si estoy usando falda o vestido para mayor hidratación y un brillo saludable en la piel.
  5. Rostro: si la piel de tu rostro es muy seca, puedes aplicarte una mascarilla hidratante la cual logras con 4 cucharadas de avena en hojuelas, 2 cucharadas de aceite de coco y una de miel de abeja, no creerás lo hidratada que te queda la piel.
  6. Desmaquillante: solo tienes que tomar una cucharada de este aceite y frotarlo en tu rostro seco hasta remover todo el maquillaje, es recomendado utilizar un jabón para la cara y así remover todos los residuos del aceite.
  7. Manos y Pies: puedes aplicarlo en tus cutículas antes de irte a dormir, tanto en las manos como en los pies, y por qué no, también puedes aplicarlo en los talones y colocar unos calcetines para mayor hidratación y no ensuciar tus sábanas, no ponerlo en la planta de los pies porque estamos propensos a resbalones y accidentes.
  8. Labios: de nuevo un excelente hidrante.
  9. Bronceador: es excelente para broncear la piel, sin embargo recuerda tomar el sol de forma cautelosa.
  10. Aceite para Afeitar: adicional a hidratar (como hemos mencionado hasta el cansancio en este post) ayuda a que la navaja se deslice de forma más rápida y seguro por tu piel. 

El aceite de Coco que debes de buscar para estos fines, es el orgánico, prensado en frío y totalmente natural, yo particularmente compro el de la marca Solo Coco, me dura bastante y lo utilizo en las múltiples formas que mencionadas en este post. Lo puedes encontrar en tienda Órganica (Bella Piazza - Ágora Mall), también en los supermercados generalmente en el área de comida saludable (dieta) o en el área de cuidado del pelo.

15 de agosto de 2016

Pancakes de Avena con Blueberry

En esta ocasión les voy a compartir una receta saludable para el desayuno, yo soy amante de los pancakes o panquecas, tomando un estilo de vida saludable pensé que no podría darme ese gusto, sin embargo encontré una receta en Instagram de la Dra. Michelle Abud, nutricionista, la cual adapté a mis necesidades particulares.
Es bueno tener pendiente que estas cantidades están de acuerdo a la ingesta de cada grupo nutricional de acuerdo a un plan personalizado, sin embargo no quiere decir que ustedes no puedan disfrutar de la misma.

Ingredientes:
1/2 taza de avena integral entera
3 claras de huevo
1 cucharadita de vainilla
2 sobres de Stevia
1 cucharadita de polvo de hornear 
1/2 taza de leche de coco 
1/2 taza de blueberries (moras azules) frescos

Poner todos estos ingredientes en una licuadora y batir hasta que sea haga una mezcla homogénea. A este mezcla le agrego dos cucharadas de semillas de Chia y la dejo reposar de 10 a 15 minutos, luego le agrego las moras azules.
En una sartén a fuego medio agregar un poco de aceite de coco o canola en aerosol (así utilizamos menos grasa), verter la mezcla en pequeñas porciones, todo dependerá de que tamaño queremos nuestras panquecas, voltear cuando veamos burbujas en la parte superior.

Servir con una o dos cucharas de miel de abeja o miel de agave.

¡Disfrutar!